¿Qué sucede al inicio de Psicosis?

25 Feb

Imagen

¿Muffin o McGuffin?

No os confundáis, un muffin y un McGuffin no son lo mismo, ni se le parece. Un muffin es un producto de repostería que nació en Reino Unido y que como todo, Estados Unidos hizo su propia versión (muy similar, todo sea dicho). En Inglaterra este rico dulce se acostumbra comer en el desayuno o en la merienda, pero nuestros amigos norteamericanos, en sus versiones modernas, no solamente los elaboran como dulce, sino también como pastelillo salado.

El McGuffin nació también en el viejo continente, y fue acuñado por primera vez por alguien muy british, el maestro del suspense, Alfred Hitchcock. El McGuffin es un elemento introductorio de la trama en cuestión, mete a los personajes al ajo, al espectador le despierta la curiosidad pero finalmente, no tiene ninguna relevancia para la historia. ¿Acaso no os habéis parado a pensar qué pasa con el robo que Marion Crane comete al principio de Psicosis? Pues eso es un McGuffin, nos ha despertado la curiosidad pero luego, nada de nada. Y muy seguramente, durante el rodaje de Psicosis, nuestro amigo Hitchcock se hubiese encargado no solamente de hacer un buen McGuffin, sino de que en el catering hubiese algún que otro muffin que llevarse a la boca.

Los muffins que vamos a hacer hoy, no son los típicos muffins de chocolate, sino que nos vamos a arriesgar con unos muffins salados de champiñones y jamón.

Para ello necesitamos:

  • 1 cebolla pequeña
  • ½ pimiento rojo
  • 100 gr de champiñones
  • 150 gr de jamón cocido
  • 250 gr de harina
  • 1 cucharadita de tomillo
  • 1 cucharadita de orégano
  • 1 cucharadita de albahaca
  • 1 pizca de sal
  • 1 pizca de pimienta blanca
  • 2 ½ cucharaditas de levadura
  • ½ cucharadita de bicarbonato
  • 1 huevo
  • 60 ml de aceite
  • 1 cucharadita de mostaza
  • 1 yogur natural
  • 50 ml de nata

Vamos al lío. Pelamos la cebolla y el pimiento y lo partimos en trocitos pequeños. Limpiamos los champiñones y los partimos también en trocinos no muy grandes. Lo mismo con el jamón de york.

Imagen

Por otro lado, mezclamos la harina, las hierbas aromáticas, la sal, la pimienta, la levadura y el bicarbonato. Agregamos la cebolla, el pimiento, los champis y el jamón y lo removemos todo.

Batimos el huevo, y le añadimos el aceite, la mostaza, el yogur y la nata y a continuación lo mezclamos con los ingredientes secos hasta conseguir una pasta similar a la de la foto.

Imagen

Preparamos los moldes, yo lo que hago es meter los papelinos en el molde metálico.

Imagen

Distribuimos la pasta, de modo y manera que no llenemos los moldes hasta arriba porque tenemos que tener en cuenta ¡que crecen!

Imagen

Los metemos en el horno que habremos precalentado a 180º C con calor arriba y abajo a media altura durante 20 ó 25 minutos. Cuando estén listos, los sacamos del horno y los dejamos reposar 5 minutinos.

Imagen

Desmoldamos y los comemos calientes.

Imagen

Imagen

Imagen

Un besín y ¡nos vemos en la siguiente película!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: